AVISO IMPORTANTE

ESTE BLOG YA NO ESTÁ ACTIVO.

El autor tiene un nuevo blog en

http://fairandfoul.wordpress.com

5/2/08

Delta Force 2 (si os gusta, hago la de la primera)

Lectores, este es un momento único e irrepetible en la historia de este blog. Esta es la primera crítica cinematográfica de una película del Todopoderoso Chuck. Y no es (al menos no únicamente) cutrerío eso de bromear con el título y la película Vivancos 3; hay claros puntos de conexión: el primero es que echaron la película en La Sexta después de El Intermedio, el segundo es que las dos películas producen risa. Vamos a ver por qué.
En esta ocasión, todo comienza con una operación de la DEA para trincar al malo malísimo de la muerte final, Cota, que es un narcotraficante "carlista" (no de los de la boina, sino de los que viven en San Carlos). El caso es que San Carlos es un país con un gobierno corrupto que protege al narcotraficante y, por tanto, sólo pueden detenerle cuando sale del país. Necesitan a Norris y a su compañero, el Comandante Bobby Chávez, para que trinquen a Cota en pleno vuelo y lo lleven a EE.UU. para ser juzgado. La justicia estadounidense, sin embargo, no es lo suficientemente efectiva, y el malo sa libra del talego pagando la fianza; mata a la familia de Chávez, luego a Chávez, y secuestra a algunos miembros de la DEA. Norris, última esperanza del mundo libre, deberá salvarlos.
Hagamos ahora un recorrido detallado por los momentazos de esta película:
-Al principio, mientras la DEA intenta pillar a Cota en el carnaval de Río, una poli joven negra y un poli cuarentón blanco están en la furgoneta que vigila, a través de cámaras la zona. "Llevo tres años deseando coger tu maldito trasero", dice él, refiriéndose a Cota, mientras la negra pone cara de sorprendida. Luego se descubre que todo es una trampa y los cuatro Teletubbies-bufones dejan la furgoneta como un colador.
-El malo visita su plantación de coca. Una de las jornaleras no quiere trabajar porque su bebé está pachucho. El malo ordena a sus hombres que le quiten al niño y la pongan a trabajar; la golpean para convencerla y entonces su marido, que está trabajando, coge su machete para ir a darles lo suyo. El majo saca su navajita, mata al padre, y entonces ordena a sus hombres que maten al niño y preparen a la madre, porque va a tirársela un rato. Luego sabremos que el malo utilizará el cadáver del niño para pasar cocaína a EE.UU. (¡qué malo es el malo).
-Cuando le están contando a Norris cuál es su misión, sacan la foto del General Olmedo, jefe militar que manipula al gobierno. "Ese hijo de puta es muy feo" será el comentario del jefe de Norris.
-Pillan al malo en un avión gracias al chivatazo de uno de sus secuaces. El plan es salir en paracaídas del avión para ir al barco que les espera abajo, en mitad del mar. Cota, tonto además de malo, intenta sobornar a Norris cuando éste le dice que se ponga el paracaídas: "Suélteme, venga", "Vale"; y lo lanza sin paracaídas para luego tirarse detrás de él, cogerlo al vuelo y llegar al barco. El jefe de Norris, que espera en el barco, dirá su frase favorita por primera vez (serán tres): "Siempre del modo más difícil".
-En el juicio, Cota intenta convencer al juez de que Norris ha violado muchos de sus derechos, y el juez lo ignora totalmente mientras Norris y Chávez se parten el ojete. Sin embargo, lo de la fianza les cabrea mucho; "¿No es genial la democracia?", dice Cota, y Chávez le pega un puñetazo. "¿Quiete presentar una denuncia?", dice el incompetente juez, "No soy un hombre rencoroso" es la respuesta de Cota, que en el avión había dicho "No deberían hacer esto. Soy Ramón Cota. Están muertos".
-Después de unas escenas familiares enternecedoras con partido de baloncesto y todo, los malos llegan a la casa de Chávez y matan a su familia. Cuando éste y Norris llegan a casa con sus pizzas, se encuentran con el pifostio; Chávez monta un numeritó ultradramático en el pequeño jardín que hay delante de su casa, al lado de un arbusto. Luego, el guionista decide, cometiendo una terrible contradicción, que Chávez pueda dejar inconsciente a Norris para ir a vengarse a gusto. El malo le pilla, le pega una paliza y le mata con gas venenoso; de paso pilla al chivato y lo mata con la navajita ("Daría mi vida por ti", dice el chivato; "Me alegro de que digas eso").
-El General Olmedo, según los informes del ejército, "cultiva cocaína" (me pregunto si el polvo sale de vainas o las plantas dan ya los sacos de medio kilo).
-El presidente "carlista" dice: "Si los Estados Unidos nos acusan de ser un país de traficantes, nosotros decimos que ellos son un país de drogadictos". A pesar de estas broncas, llegarán a un acuerdo para llevar a cabo una acción conjunta contra el narcotráfico.
-Mientras se planea la acción conjunta, Norris habla con su jefe para salvar a los rehenes y evitar que Cota los mate cuando empiece el ataque (ha amenazado con hacerlo); "La montaña [donde está la base de los malos] está vigilada por sus tres caras", dice el jefe, "Casi todas las montañas tienen cuatro", "Es un muro de hormigón cortado a cuchillo, no se puede escalar". Adivinad por dónde piensa ir Norris; "Siempre del modo más difícil".
-Mientras hablan y le cuentan que su compañero ha muerto (tienen el vídeo de la muerte) suena el teléfono rojo; "¿Quién será?", dice el jefe, y se marcha. Vuelve; "Era el Presidente [¿no era obvio al tratarse del teléfono rojo?]. Ha visto el vídeo de Cota torturando a Chávez; está furioso".
-Escena heroica de Norris entrenando con sus hombres y pegándoles una paliza. Llega el jefe para dar cuenta de los detalles de la operación; "¿Se encuentra mejor?", "Yo sí, ellos no".
-Norris coge un avión y se tira en paracaídas. En la jungla le espera la jornalera que el malo viola al principio de la peli. Norris aparece detrás de ella, de un salto, como si fuera un Testimonio de La Hora Chanante. Van al poblado de jornaleros y le presentan al jefe del poblado, que es un Miyagi indígena.
-Yendo hacia la montaña que Norris debe escalar, pasan por un puente de esos hechos con lianas y madera; "Mi pueblo ha utilizado estas lianas durante siglos", "Eso es lo que me da miedo". Se rompe un trozo de la madera, "Tenga cuidado... Tire la mochila, pesa demasiado", "Ni hablar, señora; la necesito... Algún niño gordo habrá pasado por aquí".
-Un militar explica al jefe de Norris y al enviado del gobierno "carlista" el plano en el que se indica qué zonas pueden ser bombardeadas; las fotografías muestran niveles de radiación que distingen a las plantas de coca de las demás. "Ojalá pudiera hacerlo con la Polaroid", dice el "carlista".
-Llegan a la montaña Norris y la jornalera. "¿Piensa escalar por ahí?", "No hay nada imposible, o eso me han dicho".
==>A partir de aquí la acción se desarrolla en dos líneas argumentales paralelas; por un lado, el jefe de Norris va con en Carlista en un helicóptero para llevar a cabo el bombardeo de las plantaciones, y por otro Norris está solo ante los malos para salvar a los rehenes.
-Mientras el helicóptero despega, y esperando que llegue el momento definitivo de atacar, el carlista recuerda al jefe de Norris que San Carlos es un país soberano y no un patio trasero de EE.UU. "Sí, sí... Claro, claro... Por supuesto...", dice el militar, supongo que intentando provocar risa con su evidente desprecio a esas tonterías de la soberanía y el Derecho Internacional.
-Los malos, que se han coscao de que alguien ha llegado en paracaídas, van al poblado para investigar; matan a Miyagi innecesariamente, porque antes de que Cota dispare ya le han dicho que ha sido un yankee.
-El "carlista" informa de que el gobierno de San Carlos ha llevado a cabo una operación militar en contra del narcotráfico y que ya no hay intervención que valga; los yankees, sin embargo, saben que eso es mentira y la operación continua. Mientras, Norris escala por la montaña, llega a la base de los malos y comienza el asalto.
-El helicóptero toma tierra cerca de la base. "¿Adónde van esos hombres?", pregunta el "carlista", "A estirar las piernas un rato" (van armados y, por si acaso, se han quitado la bandera estadounidense del uniforme). El helicóptero sigue su camino y comienza a bombardear plantaciones y laboratorios; "No puede bombardear las propiedades del sector verde, sólo las del sector rojo", dice el carlista, "Pero es que me gustan más los laboratorios de droga del sector verde". Durante el bombardeo se cargan unas letrinas y aparece el "típicotipogordoqueestácagandoydicehijosdeputa".
-Norris libera a los rehenes y va a por el malo. Hay una pelea "estilo Norris" con un malo de frente prolongada pero pelo largo a base de lecciones; "La clase ha terminado", dice Norris antes de darle el golpe de gracia, que hará que el malo se clave el arma de una armadura que hay en la sala. Llega el malo con algunos secuaces y tienen una "tipicaconversacióndetiposdurosquenotemenalamuerte"; "Cuando le llegue la muerte, gritará y llorará como un niño pequeño", dice Norris. Le golpean, le dejan inconsciente e intentan matarlo con el gas, igual que a Chávez.
-El helicóptero llega bombardeando justo a tiempo para reventar la casa y permitir a Norris escapar. En un coche van Norris, uno de los rehenes que se ha quedado para ayudarle, y Cota, que está inconsciente (es un gran recurso, ese de la inconsciencia). Les persigen varios jeeps y Olmedo en un helicóptero, que empieza a lanzar cohetes al tuntún, reventando jeeps mientras Norris escapa (curiosamente, el coche de Norris se maneja mejor en la jungla que los jeeps). Finalmente, el helicóptero de los buenos revienta el de los malos, y Norris llega con Cota y el rehén hasta el poblado; aún les siguen secuaces del malo.
-"Mis hombres son unos profesionales, incluso los niños morirán", le dice Cota al rehén y a la jornalera, que se ha quedado a luchar en vez de marcharse con el resto de jornaleros.
-Un tipo dispara un bazokazo, que pasa a dos centímetros de la cara de Norris y revienta la choza donde están escondidos Cota, el rehén y la jornalera. Cota aprovecha para escapar y ella le sigue, armada con un machete.
-Mientras el helicóptero de los buenos machaca a los malos y destroza el poblado, Norris va detrás de la jornalera y de Cota. Él, le dice a la chica, en mitad de la jungla "Te portaste tan bien en la cama que mereció la pena matar a tu marido y a tu hijo", y la mata con el machete. Entonces llega Norris; ella, con su último aliento, le dice "No permita que ese asesino viva, por favor". Los dos pelean, pero Norris decide no matarlo (lo deja inconsciente one more time) y, cargando con él, va en busca del helicóptero hablando por radio.
-Dede el helicóptero tiran dos cuerdas para remolcarlos a los dos. Cuando el jefe de Norris se entera de que Cota sigue vivo, dice "Siempre del modo más difícil" (tercera vez). En ese momento llegan tres malos, e intentan cortar la cuerda a la que está sujeto cota mientras él y Norris rebotan de árbol en árbol con el movimiento del helicóptero; no tienen éxito y el helicóptero coge altura.
-Cota empieza a amenazar a Norris y a recordarle lo cutre que es la justicia estadounidense, asegurándole que lo matará en cuanto salga de la cárcel, a él y a su familia igual que hizo con Chávez. "Cualquiera tiene un precio, y hace lo que sea por dinero", Norris saca su cuchillo, corta la cuerda que sujeta a Cota y, mientras le ve caer, dice "Yo no, gilipollas".
La película, cómo no, ha sido dirigida por Aaron Norris, el hermano director de Chuck que dirige Walker.

3 comentarios:

Vio dijo...

joder, si que es larga... se ntoa que es Chuck Norris y no cualquier Van DAmme xD xDD
me he quedado cuando Norris se escapa y hace virguerías con su jeep en la jungla
pero el deber me llama y tengo que estudiar.. el relato es apasionante peeero analisis... me llama más
xDD

Corpi dijo...

Joder tío, tú habrá hecho la mili en las COES, o en los paracas, porque debes estar entrenado para ver estos bodrios sin que se te arrugue el ombligo. Eres un novio de la muerte.
Saludos

Vio dijo...

ya´he terminado de leerlo, sólo tengo que decir una cosa: qué peliculón
xD

no sabía que tenía un hermano director... qué miedo..